El Bugatti Chiron No.100 deja la fábrica con destino a su multimillonario dueño, y lleva un precio de $3,34 millones

Bugatti Chiron

Bugatti

Desde finales del 2016, el fabricante francés de autos de lujo, Bugatti, ha estado meticulosamente construyendo los Chirons en su fábrica de Molsheim, Francia.

La marca celebra ahora un importante hito de producción. Bugatti ha anunciado que el centésimo Chiron (de un total de 500) dejó “L’Atelier” — la sede principal de Bugatti — para ser entregado a su multimillonario dueño en el Medio Oriente.

“Encuentro que el centésimo Chiron es especialmente agradable. Es dinámico y elegante en igual medida. Este automóvil muestra que Bugatti produce obras maestras altamente personalizadas de la artesanía automovilística que simplemente no tienen paralelo “, dijo Stephan Winkelmann, presidente de Bugatti Automobiles S.A.S.



El Bugatti Chiron No.100 ha sido completamente personalizado según las preferencias del dueño. Lleva un esquema de pintura azul oscuro con acabado mate sobre su carrocería de fibra de carbono — el primero para un Chiron.

La pintura azul contrasta bellamente con el acabado en rojo en los lados y las pinzas de freno. El interior del Bugatti Chiron también es rojo. Este modelo en particular se vendió por $3,34 millones (2,86 millones de euros), que viene siendo $300.000 más que su precio base.

Debajo del capó, la mecánica sigue siendo las mismas con un motor W16, 1.500 CV y 1.600 Nm de par. Lo suficiente para llegar a los 100 km/h (62 mph) en menos de 2.5 segundos y hacer velocidad máxima por encima de los 420 km/h (260 mph).

Bugatti tiene un calendario muy ocupado con “una cartera de pedidos extremadamente llena”. La compañía lanzó recientemente una versión más liviana del coche, enfocada en la pista en el Salón del Automóvil de Ginebra y se espera que pronto presente la versión “Grand Sport”.



Comentarios