Padres Construyen Casa con una Discoteca por Valor de $1.5 millones de Dolares, para Evitar que sus Hijos Adolescentes se Extravíen

“Sabemos siempre dónde están”:  A menudo los padres temen por la seguridad de sus hijos. Así que esta pareja, en su intento de mantener una estrecha vigilancia sobre sus crías, decidió construir un club nocturno con la técnnología más avanzada, en el sótano de su casa en la ciudad de Londres.

Completa con luces intermitentes, pista de baile iluminada y stand para DJ profesional, Claire Farrow de 44 años y Lan Hogarth de 56 años de West Kensington, invirtierón $1.5 millón de dolar para crear su “La Casa de sus Sueños”.

Además de la discoteca a prueba de sonido en la propiedad, que ahora esta valorada entre $3.9 y $4.7 millones de dolares, la casa también cuenta con un gimnasio, sauna y sala de proyección de la películas.

Su hijo Gil de 16 años de edad, ahora disfruta perfeccionando sus habilidades como DJ, mientras su hija Tilly de 12 años de edad invita regularmente a sus amigos en las noche a bailar y disfrutar de la discoteca.

La Sra. Farrow dijo al Evening Standard: “Esta es la casa de su sueños, todo lo que siempre quiso… mantenemos a nuestros adolescentes bajo nuestro techo, asi sabemos dónde están. “La idea de la pista de baile vino de que me encanta bailar, pero yo estoy demasiado vieja para salir”.

La disco, que se encuentra junto al dormitorio de los niños, cuenta con una pista de baile con miles de luces integradas, una cabina estándar para DJ profesional y sistema de sonido.

La señora Farrows compró la pista de baile durante sus vacaciones en China a un precio reducido de $9,500 dolares – La Sra. Farrow dijo que por lo general cuestan cinco veces ese precio – y el sistema de sonido provenía de un club nocturno en Birmingham.

Cuando los niños no entretienen a sus invitados, la Sra. Farrow disfruta también de la pista de baile. Todos los miércoles ahi clases de baile en la discoteca para ella y sus amigos, con un profesor de baile profesional que la señora contrato.

La Sra. Farrow añade: “Mis amigos piensan que estamos locos, pero creo que estan muy envidiosos.”
Por: SADIE WHITELOCKS / Daily Mail

Comentarios